Breaking News
Home » Dietas » Dieta para ulcera gastrica o duodenal

Dieta para ulcera gastrica o duodenal

4La úlcera es una pérdida de sustancias de revestimiento gástrico, que se origina en áreas del tubo digestivo expuestas a la acción del ácido y de la pepsina.

La úlcera se origina por un desequilibrio entre dos factores:

  • Un factor agresor representado por el ácido y la pepsina.
  • Un factor protector dado por la resistencia de la mucosa. Por tanto puede haber úlcera péptica en estómago, duodeno y esófago, en aquellos pacientes en los que hay reflujo gastroesofágico. En el estómago se asocia también a una hipersecrección ácida y en el duodeno a una insuficiencia pilórica, a la lesión epitelial por antiinflamatorios no esteroideos y aspirina y a la infección por Helicobacter Pylori.

El papel de la dieta

La úlcera gástrica es una enfermedad de causa, probablemente, congénita. En su aparición intervienen, sin lugar a dudas la secreción ácida del estómago, el estrés y la acción de una bacteria, helicobacter pylori.

El ulceroso deberá comer varias veces, en pequeñas cantidades moderadas, evitando los irritantes químicos y físicos, así como todo alimento o preparación culinaria que le provoque molestias.

El paciente que sufre un brote agudo de úlcera gástrica o duodenal seguirá una dieta progresiva.

Dieta del ulceroso en fase de remisión

  • Lácteos: leche (entera, descremada), yogur, quesos frescos o semisecos, no salados. Nata y crema de leche. Flan con leche, huevos y poco azúcar.
  • Cereales, patatas: todos. Preparación culinaria: caldo vegetal, hervidos. Pan blanco, de preferencia tostado o del día anterior.
  • Carnes: de ternera, pollo, cordero, cerdo, caballo, buey, conejo. Serán tiernas, eliminando las partes fibrosas y la grasa visible. Preparación culinaria: hervida, plancha.
  • Conservas de carne: jamón cocido poco salado.
  • Pescados: magros (blancos), tipo merluza, rape, etc. Preparación culinaria: hervido, a la plancha.
  • Huevos: pasados por agua, en tortilla.
  • Frutas: cocidas (hervidas, al horno). Tipo manzana o pera. Dulce de membrillo.
  • Verduras: en forma de puré, o masticadas cuidadosamente. Tipo acelgas, espinacas, judías verdes, puede incluirse zanahoria hervida.
  • Aceites: de oliva o semillas. Crudos o hervidos en los caldos de arroz. Salsa mahonesa, mantequillas, margarinas.
  • Bebidas: agua.
  • Dulces: galletas tipo “María”, bizcochos.

Dieta en el brote ulceroso 

Cuando un paciente presenta un brote ulceroso agudo, por lo general, debe permanecer unos días a dieta absoluta. Posteriormente, inicia una dieta progresiva, tras un ensayo inicial con pequeñas cantidades de agua o de caldo vegetal colado. Después se introduce la dieta ovo-lacto-farinácea. Y por último introduciremos los alimentos antes mencionados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies propias y de terceros para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias según su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Más información >